RedACTE: la nueva Red de Asociaciones de Correctores de Textos en Español

La corrección de textos es una tarea entre bambalinas, que, a menudo e irónicamente, solo se reconoce cuando falta; es decir, cuando en el texto persiste el error, la omisión o la confusión, el lector puede inferir −y suele señalar− la necesidad de corrección. Cuando la corrección es exitosa, se vuelve “invisible a los ojos”, como decía El Principito de Saint-Exupéry, y quizás por eso sea tan “esencial”.

Junto con esta faceta efímera de la corrección, su etimología alude a un costado más intransigente: la palabra deriva del latín corrigere, que significa ‘gobernar junto con’ y nos dice que el corrector de textos gobierna junto con el autor en el uso de la palabra. En estos tiempos de énfasis en la libertad y el lenguaje inclusivo, vale la pena recordar que las reglas del lenguaje no son inmutables ni inquebrantables, sino regularidades en el procesamiento cognitivo, convenciones colectivas moldeadas por el funcionamiento cerebral. Además, el lenguaje necesita de la estabilidad para facilitar la comunicación y de la flexibilidad para permitir su evolución; justo en ese espacio entre la creatividad y la disciplina es donde el corrector ejerce su labor.

La corrección es una labor que viene de lejos y sigue necesitando de ojos expertos; en el comité de redacción de este artículo, una de nuestras correctoras recordaba las historias que su padre le contaba sobre Titivillus, el demonio que hacía trastabillar la pluma de los escribas medievales y que hoy en día parece habitar en algún resquicio entre teclados y pantallas digitales. La gran diferencia con la tarea de antaño en el recogimiento de los monasterios es la colaboración y la interacción con la que hoy contamos.

En el mundo editorial, un gran equipo de profesionales trabaja fuera de ese escenario que el público ve y disfruta con el objetivo común de mejorar el texto. Autores, traductores, editores, ilustradores, diseñadores, administradores web y gestores de derechos, entre otros, hacen posible que un texto salga a la luz. Entre ellos, los correctores y editores de texto se abocan a la tarea de asegurar la calidad de la lengua y la eficacia de la comunicación escrita, mediante una revisión atenta y metódica para verificar o corregir su forma y contenido.

En América y Europa, diversas asociaciones de correctores de textos les dan voz a los profesionales de la edición y la corrección en ámbitos nacionales y apoyan la interacción de la que hablábamos antes. Además, estas asociaciones vienen colaborando desde hace casi 10 años para fomentar el intercambio internacional entre profesionales de la corrección en español trabajando de manera conjunta para delinear un perfil del profesional actual, definir normativas de trabajo, compartir recursos, consensuar criterios, dar a conocer la necesidad de la corrección de textos en todos los sectores y consolidar una imagen internacional del corrector en español.

Con estos objetivos, se organizó por primera vez, en 2011, el primer Congreso Internacional de Correctores de Textos en Español (CICTE), con más de quinientos correctores de diversos países. En 2018, durante el quinto CICTE, efectuado en Colonia del Sacramento, Uruguay, y auspiciado por las asociaciones uruguaya y argentina, los representantes de las juntas directivas de la mayoría de las ocho asociaciones ya conformadas y representantes de nuevas asociaciones en formación decidieron formalizar un proyecto que mantuviera unidas a las organizaciones más allá de cada Congreso Internacional.

Desde entonces, nos hemos reunido para hacer realidad este deseo, con el resultado, a la fecha, del manifiesto de colaboración, los lineamientos editoriales, el sitio web y la imagen de identidad. Hemos llegado así a la presentación oficial de RedACTE: Red de Asociaciones de Correctores de Textos en Español, conformada por:

  • Acorte: Asociación de Correctores de Textos del Ecuador, fundada en 2011;
  • Ascot: Asociación de Correctores de Textos del Perú, fundada en 2010;
  • AUCE: Asociación Uruguaya de Correctores de Estilo, fundada en 2011;
  • ConTexto: Unión Costarricense de Profesionales en Corrección de Textos, fundada en 2020;
  • Correcta: Asociación Colombiana de Correctores de Estilo, fundada en 2011;
  • PEAC: Asociación Mexicana de Profesionales de la Edición AC, fundada en 1993;
  • Pleca: Profesionales de la Lengua Española Correcta de la Argentina, fundada en 2014;
  • SEA: Spanish Editors Association, fundada en Estados Unidos en 2018;
  • UniCo: Unión de Correctores, fundada en España en 2005.

Es así que las asociaciones de correctores aspiramos a promover altos estándares de práctica profesional y crear redes de colaboración y capacitación en un campo de trabajo de larga historia y de gran crecimiento en los últimos años. Los invitamos a suscribirse a nuestro calendario de actividades y al blog para mantenerse al tanto de las iniciativas de formación y colaboración que organizamos en torno a nuestra labor.

7 comentarios sobre “RedACTE: la nueva Red de Asociaciones de Correctores de Textos en Español

    1. Buenas tardes, Eloy. RedACTE es una red de asociaciones. Si quieres formar parte de un colectivo profesional has de hacerlo en el colectivo de tu país y así accederás a RedACTE. Si en tu país no hubiera, puedes tratar de afiliarte en alguna otra. ¿De qué país eres? De todos modos puedes seguir las noticias de la Red, por supuesto.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: